El divino misógino

 

    Cypris, el divino misógino
ha glorificado tu nombre,
al vengar sobre el escenario
el orgullo de Hipólito.

     Rosas y vítores llovieron
sobre la escena y los actores,
en las gradas rodaron lágrimas,
mientras Fedra sonriente
yacía sin vida en el lecho.

 

Los comentarios están cerrados.