El Dragón

 

Un dragón verde,
de ojos cristalinos
y escamas de oro,
duerme enroscado
en el cuello de Tarub.

Sus doradas garras,
moteadas de perlas,
corretean por sus senos
enrojeciendo las mejillas
de la joven princesa.

Esta hermosa joya
enciende la envidia
cuando el ocaso
ilumina sus fauces
atrapando las miradas.

Los comentarios están cerrados.