Cádiz, Ribera de luz


El sol, enamorado de Cádiz,
siembra su simiente
entre las olas de la bahía,
creciendo, en su fértil tierra,
invisibles espigas de luz.

Mariscaores, pescadores
jornaleros del mar
pisan sus luminosos frutos:
cielo, mar, roca y luz,
en el lagar de sus riberas.

Cádiz, ribera de luz.